La oficina sudamericana de UICN tiene un nuevo Director Regional

18 July 2008 | News story

Joao de Queiroz asumió esta semana sus funciones como Director Regional de la oficina sudamericana de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, ubicada en Quito, Ecuador.

Joao de Queiroz nació en Recife, Brasil. Tiene un PHD en Ecología de la Universidad de Utah, EEUU. Ha sido profesor e investigador en las Universidades de Nairobi y Botswana. En 1993 fue nombrado Director Residente de la Universidad de Utah, para un componente de investigación agroecológica en el altiplano boliviano, financiado por USAID. Más tarde fue parte de esta agencia de cooperación en misiones, tanto en Nairobi, como en Guatemala; en esta última se desempeñó como Consejero Regional sobre Cambio Climático y Medio Ambiente.

En 2002 pasó a formar parte de Chemonics International, como Director del Proyecto de Conservación de Áreas Indígenas Manejadas (CAIMAN), en Ecuador. Allí trabajó junto con las nacionalidades indígenas Cofán, Waorani, Awá, Secoya y Chachi por la consolidación legal de sus territorios, la capacitación de individuos y organizaciones indígenas y el sostenimiento financiero de actividades compatibles con la conservación de la diversidad cultural y biológica de los territorios.

Apenas instalado en su nueva oficina, el nuevo Director Regional de UICN-Sur nos habla sobre sus expectativas de trabajo en la Unión:

“El punto de partida, responder mejor a las prioridades de la membresía; además, catalizar acciones que permitan a los países avanzar en los temas ambientales de manera integral ”, menciona.
Las prioridades de trabajo estarán enmarcadas en el programa cuadrienal; Joao menciona algunas: cambio climático, en especial la reducción de emisiones por deforestación; importancia de una buena gestión de los ecosistemas como mecanismo de adaptación al cambio climático; zonas marino-costeras de la región, con énfasis en ecosistemas de manglares; colaboración entre países para mitigar los efectos transnacionales de actividades extractivistas, que tienen impacto fuerte en ecosistemas, y pueden generar conflictos que se tornan obstáculos para la integración regional; mejoramiento de la base de información sobre biocombustibles para que tanto los países de la región, como el Secretariado de la Convención Marco de Cambio Climático, puedan decidir en qué casos es ventajoso fomentar o no programas de biocombustibles.

Joao enfatiza en la importancia de fortalecer la actuación del Secretariado a escala regional. Afirma que la cooperación internacional puede volver sus ojos a Sudamérica, si es que los países demuestran que están dispuestos a colaborar entre sí y desarrollan iniciativas regionales concretas, viables e integrales para conservar ecosistemas importantes.

“Una gran oportunidad para la región es definir cómo puede apoyar al mundo en la reducción de emisiones. Allí es interesante el movimiento que apoya la reducción de emisiones mediante la conservación. Si la región logra crear un marco legal e institucional que facilite la implementación de proyectos en este sentido, que no comprometan la soberanía de países, puede atraerse flujos significativos de recursos”, dice.

Además, destaca el interés fuerte en la comunidad internacional por conservar dos elementos que son característicos de América Latina: sus culturas ancestrales, que están al borde de desaparecer, y el recurso agua, que es abundante en la región.

Joao de Queiroz ha trabajado en 27 países en África y América Latina. Ha realizado cursos de postgrado en cambio climático (Harvard), evaluaciones de impacto ambiental (Universidad de Londres); audioría ambiental y manejo de sistemas (Universidades de Londres y Ciudad del Cabo). Su conocimiento y experiencia, sin duda aportarán enormemente al trabajo de UICN en América del Sur.