Entidades administradoras de la cuenca del río Coatán adquieren capacidades para adaptarse mejor al cambio climático

17 January 2012 | News story
0 Commentaires

En el marco del proyecto BRIDGE, se llevó a cabo un taller para promover la coordinación interinstitucional y multisectorial para la articulación de esfuerzos a escala municipal, estatal y federal. La acción busca fortalecer la organización social y, entre otros fines, crear capacidades locales para la adaptación al cambio climático, la consolidación de un comité de la microcuenca Buena Vista, como estructura para la buena gobernanza de este ecosistema y la elaboración de un plan estratégico que les permita continuar progresando en este sentido.

El proyecto BRIDGE de UICN es una estrategia para la creación de capacidades para la Gobernanza del agua. Está diseñado para promoverla en diferentes sitios piloto, entre los cuales, uno es la cuenca del río Coatán, en Chiapas.

Uno de los propósitos es utilizar los aprendizajes alcanzados para impulsar reformas a la gobernanza del agua, tanto a escala nacional como transfronteriza. Se parte de la idea de que estas experiencias en el terreno contribuyan efectivamente en el manejo de cuencas hidrográficas.
La estrategia se lleva a cabo mediante intervenciones que toman en cuenta características de las regiones y de los países para apoyar el aprendizaje global.

Durante un taller realizado en la sala de juntas del distrito de riego tecnificado de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) en la Ciudad de Tapachula, Chiapas, México; la UICN presentó el modelo de planificación y gestión comunitaria del agua con enfoque de Microcuencas. Este modelo es promovido en la región mesoamericana e integra el desarrollo socio-ambiental local sostenible con el manejo del agua y sus recursos asociados. La propuesta parte de un enfoque territorial de microcuencas que se basa en la participación comunitaria, la conformación de los Consejos administrativos de Microcuencas y el involucramiento de las autoridades políticas locales en el proceso.

A su vez, la iniciativa persigue la cooperación interinstitucional y vinculación con el sector privado para lograr alianzas estratégicas que permitan fomentar la cooperación público-privada, la creación de capacidades emprendedoras en jóvenes y especialmente las condiciones para una una verdadera coordinación interinstitucional y multisectorial que promueva la gobernabilidad local y la adaptación al cambio climático.

En el taller participaron miembros de la Comisión Nacional del Agua –CONAGUA-, el Colegio de la Frontera Sur –ECOSUR-, del Instituto de Reconversión Productiva y Bio-energéticos –IRBIO-, el Consejo de Cuencas de la Costa de Chiapas –CCCCH-, el Comité de la Cuenca del río Coatán, el Centro de Biociencias de la Universidad Autónoma de Chiapas –CENBIO-UNACH, la Universidad Autónoma de Chapingo –UACH-, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas –CONANP- y de los Ejidos Progreso, El Águila, la Azteca que forman el comité de la Microcuenca Buena Vista, así como técnicos del proyecto BRIDGE, todos interesados en replicar, adaptar y validar este modelo de cooperación civil e interinstitucional para la planificación y gestión comunitaria del agua en las Microcuencas de la cuenca del río Coatán, en Chiapas, México

El taller abrió un espacio para elaborar un Plan estratégico que será acompañado por la UICN.

El plan estratégico incluye acciones tendientes a la organización social, la creación de capacidades locales, el impulso a la incidencia política como mecanismos para el reconocimiento de la importancia de la planificación y gestión territorial por unidades hidrográficas (microcuencas),

De la misma manera este plan aboga por el reconocimiento y apoyo por parte de los ayuntamientos al comité de microcuenca, así como la participación e involucramiento de las autoridades políticas locales en la gestión de agua, el desarrollo de emprendimientos empresariales por parte de jóvenes y mujeres, el apoyo a proyectos productivos para el bienestar socioeconómico de las comunidades, el establecimiento de fondos para la gestión hídrica participativa, el fomento de la participación e involucramiento del sector privado en actividades del manejo integrado de microcuencas y la promoción de la cooperación interinstitucional y multisectorial a escala municipal, estatal y federal.

Se espera que este plan se punto de partida para tomar en consideración aspectos sociales, técnicos, ambientales, económicos, culturales y políticos que permitan, en el corto plazo, contar con un instrumento para coordinar acciones e integrar esfuerzos de cara a lograr una verdadera gobernabilidad local del agua.

El siguiente paso será proceder a la articulación de este plan con el plan de desarrollo municipal de Cacahoatán de manera que se puedan conservar los recursos naturales a la vez que evitar duplicidad de esfuerzos.

Especialmente se espera fortalecer los vínculos entre el Comité de la Microcuenca Buena Vista y el Comité de la Cuenca del río Coatán para que ésta experiencia piloto motive a que nuevas microcuencas se sumen al esfuerzo hasta llegar a cubrir la cuenca en su totalidad.
 


Commentaires

0 Commentaires